Login Register





Iniciar sesión
Register

Drenaje de taludes

 

La disposición de drenajes representa una herramienta fundamental para contribuir a la estabilidad de taludes de infraestructuras lineales.
Hay diversas técnicas para mantener drenado un talud, entre las que hay que destacar los drenes californianos como herramienta para los casos más desfavorables. Ahora bien, para casos intermedios se suele drenar a coronación del talud con una cuneta y en la base del talud con un drenaje longitudinal enterrado. En este punto es donde DRENOTUBE® contribuye a desalojar el agua del interior del talud.
Las ventajas de mantener un talud seco son diversas. En primer lugar, al eliminar el agua del talud se disipan las posibles presiones desestabilizadoras que pueda ejercer el agua. En segundo lugar, se evita que el agua rezume por la base del talud, hecho que en zonas de alta montaña supone una erosión del talud por la acción de meteorización física a consecuencia de los ciclos hielo-deshielo.

La eliminación del agua limita el riesgo que se produzcan pequeños desprendimientos, las consecuencias de los cuales pueden ser muy graves para los usuarios de la infraestructura. 

 

 

 

Asimismo, dentro del mismo campo de aplicación, drenar el entorno de una obra viaria o ferroviaria, permite desviar flujos de agua subterráneos que tiendan hacia un paquete de arcillas expansivas.
Dichas arcillas pueden suponer un grave problema para la estabilidad de estructuras de ingeniería civil y mantenerlas fuera del alcance del agua permite evitar graves consecuencias derivados de la expansión tras su humectación.